Artículos

2.ago.2010 / 08:16 am / Haga un comentario

Hoy 2 de Mayo se está decidiendo tu futuro accionar por la vida. Estas dejando el decanato de la UNEFA Mérida y pasas a formar parte del liderazgo nacional al ser postulado por el pueblo psuvista como candidato a Diputado a la Asamblea Nacional.

Soy testigo que no has buscado ninguna de esas responsabilidades, que no andas tras ningún cargo, que tu único interés individual es servir a la causa revolucionaria que lidera el Comandante Chávez. Los políticos tradicionales o los que hoy merodean alrededor de la Cosa Publica, no creerán en esta afirmación que hoy hago. Los entiendo. Servir a una causa sin interés particular es una piedra de molino difícil de tragar.

Ya comenzamos a ver a tu alrededor a grupos de personas que tratan de acapararte y aislarte de tus amigos y del pueblo, seguro estoy que no lo lograran, pues ya conoces como actúan y que fines persiguen. Tu lo dices siempre: “Hay apoyos que restan en vez de sumar”

De pronto la mediocridad y mezquindad que rodea la lucha política en nuestro país obstaculiza el camino que tu liderazgo natural ha construido y no llegas a la Asamblea, si eso pasare, (supuesto negado) saldremos ganando por partida doble los merideños y la UNEFA.

Lo que ya hiciste, hecho está. La UNEFA Mérida es otra a partir de tu pase por el Decanato. Demostraste con hechos que se puede gerenciar si se tiene una clara visión política de hacia donde deben dirigirse las baterías. Ojalá que quien te sustituya conserve el curso de la nave y la termine de llevar a puerto seguro. Quienes te acompañamos no podemos menos que lamentar tu ausencia física del puesto de comando, pero dejas escuela y derroteros claros y eso nos servirá para trazar los caminos que: “abrirán las grandes alamedas por donde pase el hombre libre para construir una sociedad mejor” (S. Allende).

Hermano Guido, una petición voy hacerte: antes de irte de la UNEFA, culmina la limpieza que iniciamos. Todo lo realizado puede caerse si dejamos la faena inconclusa. La suerte está echada, la revolución es irreversible; pero sus enemigos no descansan y en todas partes se reagrupan para desbaratar y sabotear los logros que hemos alcanzado con tanto trabajo y dedicación.

Patria Socialista o Muerte camarada, no podemos elegir entre morir o vencer, necesario es vencer. Hasta la victoria siempre. Juanveroes64@hotmail.com

 

Hacer un comentario.




Los comentarios expresados en esta página sólo representan la opinión de las personas que los emiten. Este sitio no se hace responsable por los mismos y se reserva el derecho de publicación.

Aquellos comentarios que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto y/o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social, este sitio se reservará el derecho de su publicación. Recuerde ser breve y conciso en sus planteamientos.